miércoles, 26 de febrero de 2014

hipoteca

Me has dejado en bancarrota el corazón
y en esto del amor no otorgan créditos

Ya no sé qué hago ni qué hacer,
no habrá más cuentas que deber
si van muertas mis manos

Tal vez me debería rescatar
en aquella vieja opción
de hipotecarme.

No hay comentarios:

Publicar un comentario